Ponemos rumbo a Marruecos, pero si en anteriores ocasiones os hemos llevado de roadtrip por el pais, esta vez nos detenemos en el ‘Caribe’ marroquí. En la bahía del Mediterráneo, a las puertas del desierto y a escasos cien metros de la frontera con Argelia, se esconden Saïdia y algunas de las mejores playas de Marruecos. Un paraíso aún sin explotar con casi 300 días de sol al año, playas vírgenes, aguas cristalinas y arena dorada. ¿Te apuntas a esta escapada para descubrir la también llamada Perla Azul de Mediterráneo?

Saïdia es una urbe veraniega con una larga tradición balnearia. Desde principios del s.XX ha sido visitada por turistas europeos que buscaban un sitio con buen clima para disfrutar de sus vacaciones. Hoy, la ciudad se está modernizando gracias a la construcción de grandes complejos turísticos como Mediterranea-Saida (Med-Saidia), también la apertura de hoteles de lujo como los del grupo Meliá  o su nuevo puerto deportivo de 840 amarres. Aquí también hay campos de golf, zonas deportivas, centros comerciales y restaurantes donde probar el marisco y pescado de la zona o el cuscús más tradicional de Marruecos. Sin olvidar todas las comodidades para disfrutar de unos días de vacaciones al sol.

Pero hasta Saïdia venimos para descubrir su impresionante bahía mediterránea rodeada de un entorno natural excepcional. 14 kilómetros de playas vírgenes con arena dorada y agua turquesa tranquila. Con buena temperatura y vientos calmados ideales para que practicar deportes náuticos o navegar la costa tranquilamente en veleros. Los amantes de los fondos marinos, tiene aquí una impresionante fauna y flora marina para descubrir haciendo submarinismo. Y si te gustan los equinos, tu actividad será dar un paseo por la playa a las lomas de un auténtico pura sangre árabe. Prepara tu bolsa de playa, bañador y crema del sol, nos adentramos a descubrir el ‘Caribe’ marroquí.

Reserva natural de Moulouya

Las playas de Saïdia terminan en un paraje espectacular, la desembocadura del río Moulouya. Una reserva natural clasificada de Interés Biológico y Ecológico gracias a su rica vegetación acuática. Un rincón ideal para hacer rutas de senderismo y descubrir sus cañaverales, dunas y bosques de tamarisco y avistar las aves que hibernan en la zona.

Si te gustan la aventura, te proponemos subir hasta el macizo de Beni Snassen de 1.535 metros desde aquí se ven las mejores vistas de Saïdia.

 

Playa de Ras El Ma

El encantador pueblo pesquero de Ras El Ma, a unos pocos kilómetros después de cruzar el puente sobre el río Moulouya, esconde una pequeña playa protegida por el acantilado y el mar con dunas pobladas de eucaliptos, ideal para pasar un día en familia con niños pequeños.

 

Playa de Kariat Arekmane

En los alrededores de Nador se encuentra el pueblo de Kariat Arekmane con 7 kilómetros de playa virgen. Una playa con bandera azul que esconde un impresionante cordón litoral lagunar, aguas tranquilas y limpias y una arena muy fina. Dicen que es algo cercano a sentirte en el paraíso, por ello lo del ‘Caribe’ marroquí.

La Laguna Mar Chica

Nicolás Veracierta recomienda: Saïdia: de playa en playa por La Perla Azul del Mediterráneo
Wikipedia.

Si visitas esta laguna te quedarás impresionado con su espectacular paisaje lagunar con una superficie de 115 kilómetros cuadrados y una profundidad de hasta 7 metros. Además podrás observar las encantadoras familias de flamencos y patos que habitan el lugar.

La laguna está aislada del mar por un cordón de dunas y comunicada con el Mediterráneo a través del Canal de Boucana. Aquí se esconden playas de arena conchífera ideales para practicar deportes náuticos, submarinismo y pesca. 

Playa de Boucana

Con vistas a la laguna Mar Chica y al Mediterráneo, en la ciudad de Beni Ensar, encontramos el lugar ideal para pasar una jornada playera, la Playa de Boucana. Un istmo natural de casi 13 kilómetros, una playa virgen llena de conchas y dunas, con un mar muy limpio aunque con un poco de oleaje. Si te gusta la acción, esta es tu playa, podrás recorrer las dunas en coches todoterrenos 4×4 o quads. 

Playas del río Kert

En la desembocadura del río Kert visitamos una playa de 8 kilómetros con difícil acceso, salvaje y boscosa y con aguas profundas. Difícil de acceder pero que no te puedes perder. En esta visita playera acércate también hasta la cercana y bonita cala de Ifri.

 

Playa de El Kallat

Al Oeste de Nador y entre dos acantilados se encuentra una playa de 5 kilómetros rodeada de un bosque de eucaliptos y barrancos. Ideal para los amantes del senderismo y para practicar la pesca deportiva.

 

¿Te has quedado con ganas de descubrir más parajes espectaculares? Saïdia también esconde bellos espacios naturales de interior que puedes visitar en excursiones. Entre ellos, las Gargantas del Zegzel, la gruta del camello, o los grandes lagos y el Cabo de las Tres Forca. Cercanas también se encuentran la animada ciudad de Oujda o el Oasis más cercano a Europa, la ciudad de Figuig.

 

Nicolás Veracierta recomienda: Saïdia: de playa en playa por La Perla Azul del Mediterráneo

Ver fuente

Relacionados